¿Salir a cenar fuera en San Valentín o hacerlo en casa? Es la continúa batalla que tienen las parejas, pues a muchos les cuesta tomar una decisión. Pero, ¿qué es mejor? ¿Quedarse en casa y preparar algo especial o marcharse fuera a disfrutar del ambiente del día de los enamorados?

¿Qué opción es la mejor?

El día de los enamorados es una excusa para muchos con la que redimirse de todo un año en el que han pasado poco tiempo con la pareja. No obstante, ¿por qué hacer algo tan típico como ir a un restaurante? Si, hay muchos restaurantes que organizan menús temáticos con motivo de la fiesta, además de ofrecer espectáculos y entretenimiento durante horas.

Sin embargo, ¿no es mejor hacer algo especial en casa? Buscando en Internet se pueden encontrar buenas ideas para hacer cosas en San Valentín. Comenzando por la comida, se puede pedir comida de fuera o contratar un catering. Aunque apostar por lo clásico: una comida casera, es la mejor forma de enamorar a la pareja que se quiera sorprender y luego disfrutar de una noche romántica los dos solos, sin que nadie más moleste.

Cenar en casa o salir fuera, ¿qué es mejor en San Valentín?

En el caso de salir fuera, hay que hacer algo diferente. Reservar en un lugar nuevo que no se conoce parece ser que va a ser lo que más se haga este año por parte de las parejas españolas, aunque hay otros que han decidido marcharse de fin de semana romántico. Pero, más que el típico viaje, ¿por qué no hacer un crucero de un solo día? Todo un día montado en un barco con cientos de eventos para los pasajeros o cenar de una forma diferente, como por ejemplo sobre el aire o sobre un vehículo en marcha.

Para que la celebración sea todo un éxito no hay nada mejor que ser original con la pareja, tanto en casa como fuera de ella para romper con la rutina de todos los años.

Dejar respuesta