Una de las tendencias más marcadas en cuando al posicionamiento web, es que la longitud de nuestro contenido debe ser lo más extensa posible. Sin embargo considero que no siempre es así. Si bien hay muchos SEO’s o personas dedicadas al marketing que consideran que un artículo corto no tiene nada que aportar de valor al lector, esto no es del todo correcto. Existen ocasiones donde un artículo corto puede ser esencial y no precisamente para posicionarte en internet, pues hay más funciones o acciones que se pueden realizar gracias a un artículo corto.

Google y la tendencia de los artículos largos

Google como siempre es quien se encarga de la evolución de las tendencias. Hace algunos años la longitud no tenia relevancia, incluso con artículos de 200 palabras era más que suficiente. Pero han fastidiado tanto los resultados de búsqueda que cada temporada se enfocan en nuevas cosas para lo que es la gran batalla con el spam. Es por eso que muchos consideran que para posicionar un artículo debe contener almenos unas 800 palabras y eso apenas para ser considerado como un artículo largo y de calidad, aunque claro, el número de palabras es totalmente relativo.

Cómo aportar valor a tu sitio con un post corto

La realidad es que no todo son palabras y palabras. En ocasiones también debemos enfocarnos a otras acciones y no solamente a aparecer primeros en Google, pues recordemos que el posicionamiento actual se mide con más factores y no solamente el contenido. Por ejemplo:

  • El Objetivo es Branding. Muchas veces nuestro enfoque de posicionarnos con cada artículo, nos lleva a perder la visión y no observar esos pequeños detalles tan importantes. Recuerda que el objetivo es branding, mostrar presencia, que recuerden que sigues ahí, aún cuando esta semana no haz creado un buen artículo o está en proceso. Para eso un artículo corto y ameno puede salvarte el día.
  • Un Post de fin de semana. Regularmente la generación de contenidos y tus horarios de trabajo aún cuando estás en casa, son entre semana. Pero posiblemente el fin de semana tuviste una hora libre o un momento de relajación y se te ocurrió escribir un pequeño artículo con algo de picardía y diversión. Es entonces cuando un post corto puede aportar cierto valor, más si este te genera movimiento en las redes sociales durante un fin de semana.
  • Pequeños trucos no requieren extensión. Principalmente si eres de los que escriben artículos con tutoriales, contenido didáctico, novedades y cosas de ese tipo, un artículo corto puede ser de gran ayuda. Pues cuando se trata de complementar un tutorial con algún truco o alguna novedad, no requieres de una gran cantidad de palabras. Son artículos interesantes, de ayuda para el lector, con mucha calidad y con poca longitud que aporta valor.

Conclusiones

Como puedes darte cuenta, los posts cortos realmente pueden ser de calidad, todo depende del enfoque o utilidad que le des a cada uno. Trata principalmente de que estos sean esporádicos, no te dediques a crear contenido corto siempre, pues hoy en día la calidad va primero que la cantidad. Esto debes saberlo, el SEO va evolucionando con el paso del tiempo y si te quedas atrás, sencillamente tu contenido no funcionará.

Dejar respuesta