La llegada de la Navidad es un motivo de alegría para muchos niños que esperan la llegada de Papá Noel para recibir sus regalos. Para los adultos también es especial, porque se reúnen tras mucho tiempo sin verse en la cena y la comida navideña, las cuáles son muy aburridas en muchas ocasiones para los más pequeños de la casa. Sin embargo, ¿habrá algo que se pueda hacer para que sea más entretenido para ellos?

Hacer que participen más en el evento ayuda a que se lo pasen bien

Estas reuniones en muchas ocasiones dejan a los niños en un segundo plano, porque su momento es a partir de medianoche, cuando Papá Noel ha pasado por la casa y ha dejado los regalos ya listos para que el pequeño los vea.

Pero hay formas de conseguir que la cena sea mucho más especial para ellos. Del mismo modo que se recomienda enseñar a los niños a cocinar a temprana edad, para que vayan cogiendo algo de práctica en la cocina, también es recomendable dejarles participar en la elaboración de la cena y la comida de Navidad. Un ejemplo, ¿por qué comprar los dulces navideños en una tienda si los puede hacer un niño en casa caseros? Existen muchos utensilios de cocina con los que va a poder trabajar para elaborar esos dulces y seguro que serán mucho más ricos que los comprados en el supermercado.

¿Cómo conseguir que los niños no se aburran en las comidas de Navidad?

Que elabore un plato principal también ayuda, ya que muchas de las cosas que se suelen poner en las mesas durante estas fiestas, tan sencillas que hasta el más peque de la casa lo puede preparar si tiene a su disposición todo lo necesario. Estará contento de ver como los demás lo prueban y le felicitan por el buen trabajo que ha hecho.

No es solo en la comida donde se debe animar a los niños durante estas fiestas. Aparte de comer y charlar, ayuda también hacer alguna actividad con el resto de la familia, como jugar a un juego de mesa o alguna actividad con la que los niños se puedan divertir. Cantar villancicos también es una forma fantástica de entretener a los más pequeños de la casa con actividades que capten su atención. Hay que buscar formas en la que los niños se integren en el evento, no solo que estén esperando la llegada de los regalos.

Dejar respuesta